Sociedad

La producción industrial de las pymes cayó 8,8% en enero

La producción industrial de las pymes cayó 8,8% en enero
Lo advirtió la CAME. La actividad bajó por noveno mes consecutivo. Material de transporte y productos de madera, los sectores que más perdieron.

El sector de las pymes industriales no tuvo un buen inicio de año. En pleno derrumbe, la producción industrial de las pequeñas y medianas empresas cayó en enero un 8,8% comparado con el mismo período del 2018, según un informe elaborado por la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). El uso de la capacidad instalada se redujo a 52,9% y sólo el 27,5% de las empresas consultadas crecieron.

Según la entidad, se trata del noveno mes consecutivo que se registran bajas en el sector, que actualmente solo utiliza con el 52,9% de su capacidad instalada, luego de que en diciembre esa cifra registrara un 58,7% en diciembre. La disminución refleja el parate generalizado en la actividad.

La mayoría de las pymes consultadas coincidieron en que “el descenso en la demanda interna fue muy fuerte”, y que las exportaciones tampoco repuntaron.

La caída de la producción fue del 4,7% si se la compara con diciembre del 2018, y los rubros más perjudicados fueron los de material de transporte (-17,7%), productos de madera y muebles (-16,5), y calzado y marroquinería (-15,5).

También registró bajas la producción de eléctrico-mecánicos, informática y manufacturas varias, los minerales no metálicos y los artículos de caucho y plástico.

En la comparación contra enero del año pasado, el declive se acentúa porque ése fue un mes donde la actividad había crecido 3,4%.

Daniel García, presidente de la Cámara Argentina de Fabricantes de Luminarias Eficientes y Domótica (Cafled), explicó que en su ramo las compañías trabajaron al 30% de su capacidad instalada, y por ahora no se vislumbra un cambio de tendencia.

“Las importaciones provenientes principalmente desde China, están complicando la situación”, precisó el empresario.

Si bien solo una pequeña parte de las firmas consultadas consideró que las ventas van a crecer en los próximos meses, las expectativas sobre el dólar, una variable sensible para el productor, se mantuvieron estables: el promedio de los industriales espera que cierre el año en 49,8 pesos.

La CAME advirtió que el consumo no repunta “y muchas empresas que podrían salir a buscar mercados, no tienen resto para asumir el costo de ese proceso, que además, es lento”.

“Hasta ahora el tipo de cambio más favorable permitió mejorar los volúmenes exportados de aquellas pymes que ya le venden al mundo, pero cuesta sin embargo generar nuevos actores que comercialicen en el exterior”, señaló la asociación.

En cuanto a la inversión, solo el 22% de las pequeñas y medianas empresas manufactureras prevén realizar nuevos proyectos o desembolsos para mejorar las capacidades de su compañía, y otro 12,4% lo evalúa. “La proporción de firmas posiblemente inversoras del año es de 34,4%, casi diez puntos menos de lo que había en diciembre en base a las respuestas brindadas por los empresarios”, advirtió el informe.